domingo, 21 de diciembre de 2014

Echeveria elegans_CRASSULACEAE





Planta cultivada bajo plástico, al crecer se edxtendió sobre la tierra de la maceta echando nuevas rosetas y cubriendo su superficie. La gran mayoría se quedaron a ras de suelo pero otras rosetas se dispusieron sobre las demás. El color varió algo a lo largo del año pero en general se mantuvo azulado glauco pero muy suave y pálido con tonalidad algo imprecisa, especialmente en invierno. La ooloración que da el grupo visto a distancia es de gran belleza. No recibieron demasiado riego pero sus hojas se mantuvieron turgentes. Los riegos no fueron contínuos, se alternaron con períodos de sequía. Los ejemplares con arenas y tiesto pequeño padecieron mucha deshidratación y los que recibieron agua en exceso se pudrieron con facilidad, sobre todo con calor o con arcilla.
Cultivada en exterior no resistió la lluvia contínua cuando disponía de tierra. Aguantaron perefectamente el agua si previamente las liberaba de la tierra y, una vez sacadas de la maceta, las dejaba sobre el suelo no encharcado o sobre piedra o sobre mallas. Por lo que el agua de la lluvia se le secaba con el aire una vez que paraba de llover. Soportaron sin problema la helada y adquirieron tonalidad rojiza espectacular. Fué en invierno y al exterior cuando ganaron mayor volumen haciéndose más esféricas.